Menu
Inicio

Presentación
Cuestionario
¿Que es Matonaje?
¿A Quién Afecta?
¿Por Que No Se Defiende?
Daño Causado
¿Quienes son Victimas?
Mitos de Matonaje
¿Como es un Maton?
Ejemplos de Matonaje
¿Por que actua así un Maton?
El Vecino Maton
Matonaje en Casa
Matonaje en el Colegio
Bullycidios
Tipos de Matonaje
¿Que Hacer?
Instituciones
TELEFONOS DE EMERGENCIA
Org. Cuestionadas
Estadísticas
Legislación
Páginas Hermanas
Glosario

 

 

 

 

A QUIENES AFECTA EL MATONAJE


¿QUIENES PARTICIPAN DEL PROCESO DE MATONAJE?

Participan en este proceso:
• Un líder que usa estrategias negativas para mantener el poder y el control no sólo sobre la víctima sino hacia gran parte de su entorno.
• Una víctima (o varias) que probablemente funcione desde hace tiempo como el chivo expiatorio del grupo.
• Los espectadores, es decir, el resto de las personas que contemplan la puesta en escena del agresor y que callan por diversas razones: unos porque disfrutan, otros temen ser la victima o carecen de habilidad para enfrentarlo.
• Y las autoridades, que tienen el poder, la facultad, y el nombramiento para tomar acciones efectivas, pero que, aunque alertadas del problema, no toman decisiones oportunas ni efectivas, por diversas razones. Incluso tienden a silenciar a las víctimas para evitar confrontaciones o complicaciones.


QUE DAÑO RECIBE LA VICTIMA O VICTIMAS CON EL PROCESO

La víctima sufre múltiples daños, desde los efectos directos de las acciones de MATONAJE, pasando por los cambios que se producen en sus rutinas diarias, hasta lesiones psicológicas y emocionales severas y perdurables, pudiendo incluso enfrentar la muerte por acción del MATON o por su propia mano.

QUE DAÑO RECIBE EL MATON CON EL PROCESO

El MATÓN se daña porque se le permite creer que mediante la prepotencia, la agresividad y el maltrato pueden someter a otras personas, sin contar con que también ellos suelen ser víctimas de algún tipo de maltrato. Creen que dañar a otros es el único modo de sentir menos dolor. No son excepcionales los casos de MATONES muertos por una víctima que actúa en defensa propia, o en “venganza” como consecuencia de su incapacidad para soportar más tormento.

QUE DAÑO RECIBE EL ENTORNO CON EL PROCESO

El grupo, al convertirse en testigos mudos, se acostumbran a permanecer como espectadores pasivos ante cualquier forma de violencia y no ven nada malo en esa actitud. Presentan una actitud fatalista frente a la violencia, debe ser así. Se desvirtúan los códigos sociales y se dificulta la integración y la confianza. Los testigos que observan la violencia, también pueden tomar partido con el más fuerte para no transformarse en victimas o como respuesta a presiones de grupo y otros factores psicológicos y sociológicos.

En el mundo laboral, promueve la desunión, el desencanto, desmoralización, desmotivación, enajenación, y una actividad ineficiente. Las licencias por enfermedad aumentan, la productividad y las utilidades disminuyen, especialmente cuando el MATÓN tiene un cargo de autoridad.
Un niño que es testigo de violencia familiar puede sufrir los mismos daños psicológicos y emocionales de la propia víctima: conductas de interiorización (tristeza, aislamiento, molestias somáticas, miedo, ansiedad), conductas de exteriorización (agresión, crueldad, con los animales, desafío de autoridad, destructividad) y trastornos de las relaciones sociales (fracaso escolar, mala relación con los compañeros, no participación en actividades deportivas o extraescolares). En el futuro estos niños muestran predisposición para maltratar o a convertirse en víctimas de los malos tratos de su pareja.

QUE DAÑO RECIBEN LAS AUTORIDADES CON EL PROCESO

Al no actuar efectiva y oportunamente, pierden credibilidad, y afectan la confianza en las instituciones. Pierden control sobre la situación y contribuyen por negligencia al aumento de la criminalidad.